¿Qué es la energía vital?

Desde la antigüedad hay un equivalente al concepto de energía vital en todas las culturas. Los griegos lo llamaban Neuma, los antiguos Hindúes Prana, y los chinos y japoneses Chi y Ki respectivamente.

Todas estas antiguas teorías hablan de lo mismo: de una energía sutil que recorre nuestro organismo, se acumula en ciertos puntos del cuerpo y cuya falta o exceso produce enfermedad o desarreglos tanto psíquicos como físicos.

En esencia un cuerpo sano sería aquel en el cual la energía fluye libremente y en el que individuo está libre de neurosis y emociones negativas –ira, preocupación, miedo, tristeza-.

Y, ¿cómo conseguimos un cuerpo sano? Para ello el secreto es actuar en los cuatro planos de la salud:

4 planos salud

Cuando la falta de energía vital y el cansancio terminan por convertirse en algo habitual en nuestro día a día hay que reaccionar y poner remedio. La primera mirada debe dirigirse a la alimentación (salud física): “Comer no siempre es sinónimo de nutrirse”.

En las sociedades donde no existen problemas de desabastecimiento o de desnutrición, es común la falta de energía, las anemias y las deficiencias de vitaminas o minerales.

Y, ¿qué sucede cuando iniciamos un cambio de alimentación acorde a la ingesta de alimentos sanos y no procesados?

Se produce un aumento de:

ENERGÍA           CLARIDAD MENTAL               GESTIÓN DE ESTRÉS Y DE EMOCIONES
ACTIVIDAD FÍSICA         TOMA DE CONCIENCIA        OPTIMISMO          AUTOESTIMA

Algunas recomendaciones para comenzar:

  • Bebe agua, ya que tus funciones vitales la necesitan.
  • Aumenta el consumo de frutas y verduras de temporada. Si las consumes en el desayuno, comenzarás la jornada con un extra de energía.
  • Prefiere la comida casera y natural a los alimentos procesados.
  • Reduce la cantidad de golosinas y dulces que consumes y reemplázalos por frutas de estación, frutos secos, miel y semillas. Verás que con el tiempo te sentirás tan bien que no sentirás la falta de consumir esos productos antinaturales.
  • Si es posible, cena antes de las diez de la noche.
  • Recuerda que la decisión importante se toma en la compra del supermercado, no cuando el alimento ya está a tu alcance.
  • Come con consciencia, sin distracciones. Tu cuerpo asimilará mejor los nutrientes.

Una vez adquirida la energía vital en el plano de la salud física, podrás comenzar a actuar sobre la salud mental, emocional y espiritual.

silhouettes-jumping-at-sunset-

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close